La motivación en las personas con discapacidad

linea temporal verde usada como separador linea temporal verde usada como separador
Imagen de cabecera

Si bien en cualquier ámbito de la vida se necesita motivación, entendida como las ganas o interés para realizar cualquier actividad o proyecto, en las personas con discapacidad la motivación es básica, debido a las barreras que tienen que encontrarse cada día, por la adaptación a los puestos de trabajo y por su dificultad de acceso al mundo laboral.

Sin embargo, y a diferencia de lo que pudiera suponerse, las personas con discapacidad nos dan lecciones diariamente de automotivación, ganas, ilusión, y voluntad para hacer efectiva su inclusión sociolaboral.

Motivación, afán de superación y esfuerzo son valores de las personas con discapacidad

Una encuesta de la Fundación Adecco (2015), concluyó que el absentismo laboral es menor entre los trabajadores con discapacidad que en los trabajadores de la empresa ordinaria y que las personas con alguna discapacidad son las que tienen menos bajas laborales.

De hecho, hablando de la incidencia del absentismo, el porcentaje general se coloca aproximadamente en un 10 %, porcentaje que baja hasta el 6 % entre aquellos que tienen alguna discapacidad.  Asimismo, las bajas por contingencias comunes son menores en las personas con discapacidad que en el total general.

Este menor absentismo entre los trabajadores con discapacidad se explica, según los expertos, por los valores intrínsecos inherentes a estas personas: esfuerzo, capacidad de sacrificio, de resistencia, afán de superación y motivación.

¿Qué hacer si no estoy motivado? Fortalecer la motivación. ¿Cómo se consigue?

La motivación es el interés de un determinado individuo para realizar una actividad concreta.

Se habla de dos tipos de motivación en la persona:

Motivación intrínseca y extrínseca

Las motivaciones intrínsecas son internas del individuo y dependen de cada persona, de sus intereses y sus expectativas.

Las motivaciones extrínsecas son externas al individuo y dependen del ambiente en que se desenvuelve: Opiniones de los familiares y amigos, éxito social, reconocimiento, etc…

Las características de la motivación son: 

  • Es algo personal 
  • Se encuentra estrechamente ligada al estado emocional 
  • Es el motor del aprendizaje 

Si se trata de un taller motivacional para personas con discapacidad, igual que para cualquier persona, hay una serie de factores positivos para la motivación y una serie de factores negativos:   

Factores positivos de la motivación 

  • El perfil del técnico y su entusiasmo 
  • El clima que reina en el grupo 
  • Relaciones entre el usuario del taller y el técnico y las relaciones dentro del grupo 
  • Reconocimiento por el trabajo realizado   

Factores negativos para la motivación 

  • Búsqueda descontrolada del éxito 
  • Excesivo autoritarismo del técnico 
  • El miedo al ridículo y a estar por debajo de los demás 
  • Sobrevalorar las posibilidades de cada uno 
  • Conformismo de los usuarios del taller  

La tasa de empleo de las personas con discapacidad y sus tipos de contratación

Pero si bien es conocida la mayor capacidad de sacrificio y adaptación de las personas con discapacidad, todavía las tasas de empleo son mucho más bajas que para la población general

7 beneficios de contratar personas con discapacidad

  1. La mayoría de empleadores de personas con discapacidad reportan una alta calidad de trabajo  
  2. Puede aumentar tu mercado de consumo e ingresos 
  3. Puede mejorar la moral de trabajo y la cultura corporativa 
  4. Puede aumentar la productividad de tu compañía 
  5. Puede ayudar a reducir los cambios de tu plantilla de trabajo  
  6. Es más fácil trabajar con personas con discapacidad de lo que se piensa 
  7. Estarás cumpliendo con la Ley General de la Discapacid y con las iniciativas sobre esta materia  

Motivación para la inclusión de las personas con discapacidad  

Como hemos dicho al principio, la motivación y el afán de superación son características intrínsecas a las personas con discapacidad. La inclusión de esas personas en las actividades cotidianas tiene que basarse en la identificación de posibles barreras y en la eliminación de las mismas.

Cuando hablamos de barreras, nos referimos a obstáculos físicos, de comunicación y de actitud, que impiden a estas personas tener una participación plena en la sociedad 

La inclusión es la consideración de igual a igual de las personas con discapacidad al resto de personas, en el sentido de que cada grupo tiene sus ventajas y sus “capacidades” que le destacan y a la vez diferencian del resto de grupos.

La inclusión implica:   

  • recibir un trato justo del resto de personas (no discriminación); 
  • hacer que los productos, las comunicaciones y el ambiente físico puedan ser utilizados por la mayor cantidad de personas posible (diseño universal); 
  • cambiar cosas, procedimientos o sistemas para permitir que una persona con una discapacidad los use el máximo posible (adaptaciones razonables);  
  • eliminar la creencia de que las personas con discapacidades no están sanas o son menos capaces de hacer cosas (estigma, estereotipos). 
  • La inclusión implica la posibilidad de que las personas con discapacidad realicen comentarios sobre su situación, deseos, problemática, generalmente mediante organizaciones enfocadas en la discapacidad y la vida independiente, sobre el diseño, implementación, monitorización y evaluación de programas y de estructuras. 

Fundación Integralia te motiva a través del empleo y la formación

Hemos hablado en nuestra web de la importancia del empleo en la inclusión social de una persona, más aún si tiene alguna discapacidad. Tener un empleo incide directamente en nuestro reconocimiento social y por lo tanto en nuestra autoestima y en la percepción de nosotros mismos. 

En Integralia tenemos casos de sobra donde se ve el impacto positivo del empleo en una persona con discapacidad 

Es el caso de Felisa, que visibiliza cómo el empleo nos reporta multitud de beneficios y no sólo el económico 

O es el caso de CarmeloSolo 2 de cada 10 personas con una enfermedad mental tienen un empleo. Sin duda, se trata de una de las enfermedades más estigmatizadas en la sociedad, con su consiguiente dificultad para la incorporación en el mercado laboral. Un estigma que Carmelo, con su trabajo diario, demuestra no estar justificado. 

Afortunadamente en Integralia podemos hablar de muchos casos como estos, en los que damos ejemplo de cómo el trabajo y el empleo, y el trato igualitario a las personas con discapacidad, las coloca en una situación en la que ya no puede hablarse de discriminación o de barreras, sino de integración, inserción y participación en la sociedad en plenas condiciones 

Compártelo con la comunidad
Relaciones con el Ecosistema DKV Integralia