Cambios en el Comité de Dirección de Integralia

linea temporal verde usada como separador linea temporal verde usada como separador

La Fundación Integralia ha llevado a cabo dos cambios importantes en su dirección. .

Javier de Oña, Subdirector de la Fundación Integralia, será el Director de Desarrollo de Negocio de la entidad. Hasta el momento, Javier compatibilizaba el trabajo de Subdirector de la Fundación con el de Dirección de Operaciones, puesto que delegará para llevar a cabo el ilusionante reto  de dirigir todas las acciones comerciales de la entidad.

Javier de Oña es una de las personas que comenzó el proyecto de Integralia en el año 2000, cuando la entidad solo contaba con un centro de trabajo en El Prat de Llobregat con 9 empleados. Es su profesionalidad durante todos estos años lo que le han convertido en una de las personas más emblemáticas de la Fundación, a la que ha visto crecer hasta convertirse en lo que es hoy, un proyecto que genera oportunidades de empleo a personas con discapacidad y que ya cuenta con 7 centros de trabajo y 500 empleados.

“Para mí es un nuevo reto, desde que entré en la Fundación mi trabajo siempre ha estado muy vinculado a la operativa en Contact Center, pero después de tantos años llevando la dirección de operaciones los cambios son siempre oportunidades de crecer.  Ahora contribuiré a que la Fundación crezca, pero de otro modo, más en contacto con los potenciales clientes y fuentes de financiación de nuestros proyectos”

Javier de Oña

 

Para cubrir la vacante que Javier de Oña deja en la Dirección de Operaciones (seguirá ejerciendo el cargo de Subdirector de la Fundación) Integralia realizó una rigurosa selección, tanto interna como externa,  siendo seleccionada finalmente María Jesús Perez Cotta.

María Jesús reunía los requisitos para cubrir el puesto de Directora de Operaciones de Integralia. Además, es alguien de la casa que ya estaba asumiendo puestos de responsabilidad, dado que era la Directora del centro que Integralia tiene en Madrid. Su formación y experiencia laboral estaban a la altura de la responsabilidad que exige el puesto y que ahora afronta con mucha ilusión.

“Para mi es todo un reto afrontar este desafío profesional. Estoy segura de que todos mis compañeros facilitarán mucho mi adaptación. Me hace muy feliz sentirme una parte importante de este proyecto que mejora la vida de tantas personas con discapacidad”.

María Jesús

Compártelo con la comunidad
Relaciones con el Ecosistema DKV Integralia