¿Qué es el (SEO) posicionamiento web?

linea temporal verde usada como separador linea temporal verde usada como separador
Imagen de cabecera

¿Qué es el posicionamiento? El concepto de posicionamiento de mercado en términos de marketing se refiere al lugar que ocupa una determinada marca o producto en la mente de los consumidores en relación a su competencia.

Si estamos hablando de posicionamiento web la definición se modifica en sus términos pero el significado es el mismo: es el lugar que ocupa una determinada web en los buscadores en relación a su competencia.

Así, el posicionamiento en buscadores, optimización en motores de búsqueda o SEO (Search Engine Optimization), es el conjunto de acciones que están orientadas a mejorar la posición que ocupa una página web en la lista de resultados de Google, Bing, u otros buscadores de internet.

El SEO, a pesar de su definición, también trata de personas. Intenta relacionar las necesidades del usuario que hace una búsqueda en internet con las soluciones que ofrece el infinito número de páginas que existen en la red.

¿De dónde nace el término SEO (Search Engine Optimization)?

Los primeros buscadores nacieron a comienzos de los años 90. Hasta que Google salió en 1996 se crearon muchos otros, entre ellos Yahoo. Comenzó el boom de las web. La gente se dio cuenta que realmente se podía ganar dinero con ellas. Así, llegaron a la conclusión de que necesitaban atraer a más gente hacia sus páginas, necesitaban más tráfico, y, ¿cuál era el mejor método para atraer más tráfico hacia una web? 

Los motores de búsqueda.

En ese momento los dueños de las webs empezaron a pensar cómo podrían alcanzar las primeras posiciones…

¡El SEO había nacido!

Los motores de búsqueda son cada vez más inteligentes, pero aún necesitan nuestra ayuda. La optimización de un sitio web ayudará a dar más y mejor información a los motores de búsqueda para que su contenido (sus soluciones) pueda mostrarse correctamente en los resultados de la búsqueda del usuario.

Esquema SEO

Además, el SEO se centra en los resultados de búsqueda órganicos, es decir, los que no son pagados, es de los únicos canales de marketing on line que, cuando se configura correctamente, puede seguir dando resultados con el tiempo. Si proporcionas un contenido sólido y necesario que merezca clasificarse en las primeras posiciones de los resultados de las búsquedas para las palabras clave correctas, tu tráfico puede aumentar con el tiempo, mientras que la publicidad necesita fondos continuos para enviar tráfico a su sitio web.

Evolución del SEO

El SEO es una de las «asignaturas» que más ha cambiado en los últimos años. Solo debemos tener presente que los algoritmos Penguin y Panda de Google están actualizándose casi continuamente, y estas actualizaciones han transformado completamente lo que se conocía como SEO hasta hace poco.

El algoritmo de Google es la manera que tiene el buscador de posicionar las páginas ante una búsqueda, es decir, es lo que determina si sales el primero, el segundo o en la segunda o tercera página del listado de webs resultado de la búsqueda solicitada.

Ahora con el SEO se procura conseguir lo que el propio Matt Cutts (director del departamento contra el spam en web de Google) califica como «Search Experience Optimization» o lo que es lo mismo, «todo por el usuario».

Aunque existen miles de circunstancias en las que un motor de búsqueda se apoya para posicionar una página u otra, se puede decir que hay dos factores básicos: la autoridad y la relevancia.

La autoridad es, esencialmente, la popularidad de una página en base a unas métricas que Google considera importantes para el posicionamiento de una web. Cuanto más popular sea, más provechosa es la información que contiene y esta característica es la que un motor de búsqueda tiene más en cuenta dado que se basa en la propia experiencia del usuario. Cuanto más se comparta un contenido es que a más usuarios les ha parecido útil.

La relevancia es la relación que tiene una página web frente a una búsqueda concreta. La relevancia de una página web tiene que ver con la correspondencia entre la palabra o palabras de búsqueda escritas por el usuario en los buscadores y las palabras clave presentes en los contenidos de dicha página.

Un sitio es más relevante cuando sus contenidos concuerdan en mayor medida con las frases de búsqueda de los usuarios. No es que una página tenga muchas veces la palabra clave buscada (en los comienzos del SEO era así) si no que un motor de búsqueda se basa en cientos de factores on-site para determinar si la página es valiosa para el usuario.

Secciones en las que podemos dividir el SEO

SEO On-site

El SEO on-site se preocupa de la relevancia. Intenta que el motor de búsqueda entienda con rapidez las características principales del contenido de la web. Dentro del SEO On-site incluiríamos la optimización de keywords, tiempo de carga, experiencia del usuario, optimización del código y formato de las URLs.

 SEO Off-site

El SEO off-site es la parte del trabajo SEO que se centra en las acciones externas a la página web de la que nos ocupamos, mostrando a los motores de búsqueda que nuestro contenido se difunde por internet, que es útil y que genera interés y que se está compartiendo en redes. Los factores más importantes en el SEO off-site son el número y la calidad de los enlaces, la presencia en redes sociales, las menciones en medios locales y la autoridad de la marca.

seo ON-OFF SITE

SEO “malo” y SEO “bueno”

Una vez que ya sabemos qué es el SEO, hay que diferenciar en si respetamos o no los «consejos» de los motores de búsqueda.

Black Hat SEO

Se llama black hat al conjunto de técnicas poco honestas y que no respetan las recomendaciones de los motores de búsqueda para manipular los resultados del posicionamiento de una página web en los buscadores. Con este tipo de SEO puedes conseguir que Google te penalice en tu posicionamiento e, incluso, puedes terminar siendo expulsado de los servicios de Google. El black hat puede proporcionar beneficios a muy corto plazo, pero generalmente es una estrategia muy arriesgada, sin continuidad en el largo plazo y que no aporta valor a tu web.

White Hat SEO

Consiste en mejorar el posicionamiento de una página en los resultados de las búsquedas en base a las recomendaciones de los motores de búsqueda. Dado que los buscadores dan un mayor relieve a las páginas que mejor responden a una búsqueda del usuario, el White Hat comprende los métodos que intentan hacer más excelente una página para los buscadores a través de aportar valor para sus usuarios.

black and white hat seo

¿Por qué es tan importante el SEO?

La razón más importante por la que necesitas el SEO es porque hace más útil tu página web tanto para los usuarios como para los motores de búsqueda. Aunque estos aún no pueden ver una página web como lo hace un humano. El SEO es necesario para ayudar a los motores de búsqueda a entender sobre qué trata cada página y si es o no útil para los usuarios.

Ahora pongamos un ejemplo para ver las cosas más nítidas:

Tenemos un comercio electrónico dedicado a la venta de sombreros. Pues bien, para la búsqueda «sombreros para mujer» hay, por ejemplo, unas 528.000 búsquedas mensuales en España. Suponiendo que el primer resultado que aparece tras hacer una búsqueda en Google obtiene el 18% de clics (CTR= 18%), obtendríamos unas 95.040 visitas al mes.

Ahora bien ¿cuánto valen esas 95.000 visitas? Pues si para esa búsqueda el gasto medio por clic es de 0,27€ estamos hablando de más de 25.650€/mes. Esto solo en España, si tenemos un negocio orientado a varios países, cada hora se realizan 1,4 billones de búsquedas en el mundo. De esas búsquedas, un 70% de los clics son en los resultados orgánicos y el 75% de los usuarios no llegan a la segunda página. Si tenemos en cuenta todo esto, vemos que son muchos clics al mes para el primer resultado.

El SEO es el mejor método para que tus usuarios te localicen a través de búsquedas en las que tu página web es relevante. Estos usuarios necesitan lo que tú les ofreces. La mejor táctica para llegar a ellos es que un motor de búsqueda te encuentre.

Cómo “trabajan” los motores de búsqueda

El funcionamiento de un motor de búsqueda se basa en dos pasos: el rastreo y la indexación.

Rastreo:

El motor de búsqueda revisa la web rastreando con los “bots” que recorren las páginas a través de los enlaces. De ahí la importancia de una buena distribución de enlaces. Al igual que haría cualquier usuario al navegar por el contenido de la web, van de un enlace a otro y reúnen datos sobre esas páginas web que proporcionan a sus servidores.

El proceso de chequeo empieza con una lista de direcciones web de rastreos anteriores y de sitemaps suministrada por otras páginas web. Una vez acceden a estas web, los bots buscan enlaces a otras páginas para visitarlas. Los bots se sienten especialmente atraídos por los sitios nuevos y por los cambios en las web existentes.

Son los propios bots los que determinan qué páginas visitar, con qué periodicidad y cuánto tiempo van a rastrear esa web, por eso es necesario tener un tiempo de carga óptimo y un contenido actualizado.

Es muy común que en una página web sea necesario evitar el rastreo de algunas páginas o de cierto contenido para impedir que estas aparezcan en los resultados de búsqueda. Para esto se le puede decir a los bots de los motores de búsqueda que no rastreen ciertas páginas a través del archivo robots.txt

Indexación:

Una vez que un bot ha rastreado una página web y ha reunido la información necesaria, estas páginas se incluyen en un índice en el que se organizan según su contenido, su autoridad y su relevancia. De este modo, cuando hagamos una pregunta en un buscador, al motor de búsqueda le será mucho más sencillo enseñarnos los resultados que están más vinculados con nuestra consulta.

Al principio los motores de búsqueda se basaban en el número de veces que se repetía una palabra. Al hacer una búsqueda chequeaban en su índice esos términos para encontrar qué páginas los tenían en sus textos, posicionando mejor la que más veces lo tenía repetido. En la actualidad, son más refinados y basan sus índices en cientos de aspectos distintos. La fecha de publicación, si contienen imágenes, vídeos o animaciones, son algunos de esos aspectos. Ahora dan más prioridad a la calidad del contenido.

Después de que las páginas pasan por el rastreo y la indexación de los bots le llega el turno al algoritmo, que son los procesos informáticos que deciden qué webs aparecen antes o después en los resultados de las búsquedas.

Motores de búsqueda

Realizada la búsqueda, los algoritmos revisan en los índices. Así saben cuáles son las páginas más relevantes teniendo en cuenta los cientos de factores de posicionamiento. Y todo esto sucede en cuestión de milisegundos.

¿Por qué necesitas el SEO en tu página web?

Como has podido comprobar durante la lectura de este artículo, el principal objetivo del posicionamiento web es encontrarse el primero en la lista de resultados de Google. Esto significará que Google se está fijando en la calidad que tiene tu web y la está situando en el mejor puesto, que no es otro que el primer lugar de la primera página de los resultados de la búsqueda realizada por un usuario.  Así, conseguirás que más usuarios visiten tu web y, si obtienes más visitas, tendrás muchas más probabilidades de que algunas se conviertan en compras de alguno de tus productos o en la contratación de alguno de tus servicios.

Esta sería la principal razón por la que necesitas hacer SEO en tu página web. Pero hay otras razones para realizar una estrategia de SEO que beneficie tanto a tu negocio como a tu página web. ¿Quieres saberlas?

La mayor parte de los usuarios de los buscadores de internet hacen clic en uno de los cinco primeros resultados obtenidos en los motores de búsqueda. De ahí la importancia de estar lo más arriba posible de esa primera página de resultados.

Con el SEO conseguirás que tus futuros clientes te encuentren mientras están navegando por la red y llegarás a un sinnúmero de personas que necesitan lo que estás ofreciendo.

Hacer SEO hará que tu página tenga mejores contenidos. Estos estarán orientados a mejorar tu visibilidad, pero al mismo tiempo estarás mejorando la experiencia del usuario porque le ofrecerás contenidos relevantes para él.

Optimizar el contenido de tu web es una de las mejores cosas que puedes hacer ya que, actualmente, Google antepone los contenidos claros, sencillos y que responden a las preguntas básicas de los usuarios.

Ganarás confianza y autoridad. Las técnicas del SEO actual se enfocan a la satisfacción del usuario (Search Experience Optimization), que encuentre lo que busca, que sienta confianza para su adquisición y que vuelva cuando necesite otro de los productos o servicios que ofreces.

Generarás más oportunidad para que tus contenidos se vuelvan virales. Al ser contenidos atractivos para los usuarios, éstos estarán dispuestos a compartirlos en sus redes sociales y llegarán a más gente.

El SEO te ayudará a superar a tu competencia. Ya que aquel que esté mejor posicionado obtendrá mayor tráfico, y como consecuencia, venderá más.

El SEO es una inversión y, por tanto, genera ganancias. Ganarás dinero si vendes tus productos o servicios, pero no podrán ser adquiridos si nadie los conoce.

Si los buscadores pueden entender y localizar tu negocio online, lo que ofreces llegará a quien lo necesite.

SEO orientado a la optimización para móviles y búsquedas por voz. Si tu web no está configurada para este tipo de búsquedas, no le gustarás a Google y no aparecerás en las primeras posiciones de los motores de búsqueda.

El SEO local. Como lo que Google quiere es que la experiencia del usuario sea satisfactoria, las búsquedas locales tienen gran importancia porque muestra al usuario mejores resultados cuando realizan búsquedas por ubicación o “cerca de mí”.

 

El posicionamiento web, el SEO o la optimización para motores de búsqueda, son hoy más importantes que nunca y deben ser una prioridad para todas las empresas que tengan presencia en internet por la potencial mejora que pueden ofrecer al desarrollo y crecimiento de los negocios digitales.

Compártelo con la comunidad
Relaciones con el Ecosistema DKV Integralia